Hay agua en Marte… ¿y vida?

marte-aguaEstá ubicado a unos 92 millones de kilómetros de la Tierra y su estudio ha sido casi una obsesión para los amantes de la Astrología. Las expectativas respecto a Marte, el planeta rojo, volvieron a ocupar titulares cuando se dio a conocer el hallazgo de agua salada en el mis­mo, un elemento clave para saber si encontraremos vida allí o no.

Las imágenes satelitales de alta resolución del planeta rojo fueron tomadas por la son­da MRO (Mars Reconnaissance Orbiter) de la NASA (Administración Nacional de la Ae­­­­­ronáutica y del Espacio), y muestran largas y finas líneas en las pendientes, como si estuvieran formadas por el deslizamiento de pequeñas gotas que durante la temporada más fría, desaparecen.

Sin embargo, el escepticismo ronda la bue­na nueva ya que el equipo de la NASA no ha podido demostrar que las grietas se hayan formado por el preciado líquido ya que son muy estrechas e imposibles de captar en su totalidad por la MRO.

En una conferencia de prensa la semana pasada, la Administración espacial estadounidense precisó que el hallazgo se dio por la precisión con la cual se estudiaron los cráteres Palikir, Gale y Horowitz y el Coprates Chasma, ubicados en el hemisferio sur del planeta. Los especialistas de la NASA señalaron también que las sales hidratadas encontradas hacen que el agua permanezca líquida a temperaturas muy bajas, de hasta 70 grados bajo cero.

Según lo expuesto, esas condiciones am­bientales podrían ser las responsables del os­curecimiento del terreno captado en las instantáneas publicadas en la revista Nature Geoscience.

Cuando las temperaturas bajan, las corrientes desaparecen. Solo en las etapas más cálidas se detecta la presencia de esas sales hidratadas. La mayor parte del flujo de agua sería por el sub­suelo y una pequeña parte aflora a la su­perficie formando los surcos que se han observado en decenas de lugares de Marte a lo largo de los años, explicó la NASA a los periodistas según el diario El Mundo.

“Han sido necesarias múltiples misiones durante varios años para resolver este misterio y ahora sabemos que hay agua líquida en la superficie de este frío y desértico planeta”, dijo Michael Meyer, jefe científico del programa de exploración marciana de la NASA.

No es la primera vez que Marte es tan mi­nuciosamente estudiado, pero lo encontrado fortalece la tesis de que “se está produciendo agua líquida” en el planeta. Esa fue la línea principal de la investigación encabezada por Lujendra Ojha, del Departamento de Cien­cias de la Tierra y la Atmósfera del Instituto de Tecnología de Georgia, Estados Unidos, la cual señala que en el desierto de Atacama en Chile, un análogo de Marte en la Tierra, la presencia de sales permiten la existencia de comunidades microbianas. El experto recalca que, a diferencia de Atacama, en los terrenos analizados de Marte la actividad de las soluciones salinas puede ser demasiado dé­bil como para sustentar vida.

Por su parte, Jesús Martínez-Frías, investigador del Instituto de Geociencias y miembro del equipo científico de la misión NASA-MSL (rover Curiosity) cree que a pesar de que las condiciones de la superficie marciana son hostiles para albergar vida, “la habitabilidad es mucho más favorable bajo los fragmentos de roca, que es donde habrá que concentrar los esfuerzos futuros”.

La exploración en Marte, que incluye el envío de una misión tripulada, es posible por los llamados “rovers” de exploración (los ge­melos Spirit y Opportunity), y las sondas es­paciales con equipamiento sofisticado. A su vez, el rover Curiosity es una especie de laboratorio científico que busca datos para averiguar si Marte es habitable o no para la vida microbiana. Este pesa tres veces más que los otros y analiza la presencia de compuestos orgánicos y las condiciones ambientales. Las sondas espaciales MRO y Mars Ex­press (de la Agencia Espacial Europea) evalúan la atmósfera y la superficie del planeta rojo; mientras que la Mars Odissey se enfoca en la composición del planeta y la MAVEN en su atmósfera.

En lo que sí están claros los investigadores es en que la exploración del espacio pretende contestar preguntas como: ¿De dónde ve­nimos? ¿Estamos solos?

A pesar de lo encontrado hasta el momento, aún queda mucho por descubrir qué más tiene reservado el planeta rojo.(Tomado de Granma Digital)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s