Consultorio del Médico y la Enfermera de la familia vigilancia sanitaria en el barrio

Florida, 7 feb.- Desde mediados de la década de los años 80 del siglo pasado en la geografía de casi todas las comunidades rurales y barrios urbanos del país se pudo observar un movimiento constructivo que en poco tiempo logró edificar una cifra considerable de módulos habitacionales con espacios para la prestación de servicios, a los cuales la mayoría de la población comenzó a identificar como el consultorio del médico de la familia.

Era aquella la ampliación efectiva de un novedoso experimento impulsado por el líder de la Revolución cubana Fidel Castro Ruz para poner en práctica un programa inédito de atención de Salud Pública, con base en la prevención de enfermedades y la promoción de estilos de vida saludable entre los vecinos de cada lugar.

Médicos y enfermeros al alcance de la mano, compartiendo alegrías, necesidades y satisfacciones con sus pacientes en el mismo espacio de vida se convirtió en una realidad cotidiana para los vecinos, cuyas viviendas se abrieron para recibir el consejo sano, la recomendación oportuna, los cuidados y la mano amiga del galeno y de su ayudante.

El accionar del médico y la enfermera de la familia disminuyó de manera considerable el número de pacientes que acudían antes a los cuerpos de guardia de hospitales y a las consultas de los policlínicos, llegaron hasta las instituciones escolares para garantizar la salud integral de los alumnos, mejoraron la asistencia a las personas de la tercera edad y humanizaron al extremo la vigilancia de aquellos

El contacto diario y directo del profesional de la salud con la comunidad bajo su protección permitió el impulso de otros programas importantes como la donación voluntaria de sangre y de órganos vitales, las campañas de vacunación y de saneamiento del entorno, la lucha contra epidemias y la batalla contra los vectores, entre otros resultados relevantes.

Esta forma novedosa de extender la vigilancia sanitaria con todos y para el bien de todos, con más de 35 años de existencia, únicamente podría tener éxito en medio de un sistema social como el de Cuba, donde el ser humano es y será el eje principal de las políticas del Estado y de su gobierno.(Pedro Pablo Sáez/Radio Florida)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s