Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, en el corazón de los cambios

Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, en el corazón de los cambios

La Habana, 6 mar.- Sin obviar las complejidades y el esfuerzo desplegado por una entidad vital para la sociedad cubana, el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz, reflexionó este viernes, de conjunto con directivos del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social (MTSS), sobre la importancia de que en el país el acceso a un empleo digno sea prioridad de primer orden.

El diseño de cualquier política, dijo, debe enrumbarse con tal principio. Fue ese un concepto compartido en el Palacio de la Revolución durante la reunión anual de trabajo del MTSS, donde además Marrero Cruz puso énfasis en la pertinencia de acabar con el igualitarismo que tanto daño hace, al tiempo de no descuidar algo que es logro indiscutible: la igualdad de oportunidades.

No resultó fortuito su razonamiento alusivo a que cada ciudadano puede llegar lo más alto que se proponga a partir de la capacidad demostrada y de la preparación, con la consiguiente posibilidad de ganar más en tanto más se esfuerce: a los representantes del MTSS, el Jefe de Gobierno les recordó la necesidad de defender esa esencia, y les dijo que ellos son abanderados de ese logro de la Revolución.

“Ustedes —afirmó— son abanderados de la justicia social de este país, y el trabajo que realizan tiene un alto componente de humanidad, de sensibilidad, por lo que los exhortamos (…) a continuar esforzándose y a consolidar ese principio que está definido en nuestra conceptualización, de alcanzar y consolidar una sociedad socialista, próspera y sostenible”.

El inicio de un intercambio que resultó rico en opiniones estuvo en la exposición —en voz de Marta Elena Feitó Cabrera, titular del MTSS— sobre las prioridades de trabajo del organismo para el presente año. Entre los principales propósitos, explicó, está controlar la implementación de la reforma general de salarios, pensiones y prestaciones de la asistencia social, y perfeccionar el sistema de control y conducción de la política de empleo.

No menos importante, según subrayó la titular, es el objetivo de continuar transformando el diseño del salario, en particular del sector empresarial, “con un enfoque menos administrativo, que propicie mayor autonomía a ese sector y estimule el incremento de la productividad del trabajo y el alto desempeño”.

El MTSS tiene también entre sus metas posicionar la seguridad y salud en el trabajo, conducir de la mejor manera el universo del trabajo por cuenta propia, consolidar la prevención social y el apoyo a las familias más vulnerables, así como guiar la implementación de la política para el perfeccionamiento de atención a las personas con discapacidad, y desarrollar el programa nacional para el adelanto de las mujeres en materia laboral y salarial.

De igual manera un ministerio que hoy está al centro de las principales transformaciones económicas y sociales que vive Cuba, tiene en su horizonte concluir la plataforma integral de sus sistemas informáticos, e implantar un observatorio social y laboral como herramienta que garantice la retroalimentación en torno a las políticas que se van aprobando.

Al poner una mirada en el cumplimiento de prioridades que ha tenido el MTSS hasta hoy, Marta Elena Feitó dijo —en lo concerniente a la implementación de la reforma general de salarios, pensiones y prestaciones de la asistencia social— que ese proceso abarcó a más de tres millones de trabajadores, a un millón 666 954 de pensionados de la seguridad social, y a más de 120 mil beneficiarios de la asistencia social.

Al respecto, apuntó, se registran insatisfacciones —como las relacionadas con los nuevos salarios, sus escalas, y pensiones de la seguridad social; al tiempo que se constatan logros de indudable impacto para el país —como el incremento de personas en la búsqueda de empleos, y la ubicación priorizada de las mismas en el sector productivo.

De esta etapa marcada por la presencia de la COVID-19 se han derivado diversas lecciones. “Tenemos muchas ideas”, comentó la ministra, quien además recordó el concepto del presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, de que la belleza está en lo difícil de las circunstancias. Es un enfoque que guía, afirmó la titular, todo cuanto se ha propuesto el ministerio para laborar en pos de “la calidad de vida de los cubanos”.

Diversos puntos de vista se sumaron al encuentro que estuvo encabezado por el Primer Ministro, por el viceprimer ministro y titular del Ministerio de Economía y Planificación (MEP), Alejandro Gil Fernández, por el miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista, Jorge Cuevas Ramos, y por la titular del MTSS.

La generación del empleo en el sector no estatal; la preparación de las autoridades locales para asumir todo cuanto se implemente, especialmente en los municipios; el cuidado de una riqueza invaluable como los recursos humanos; y la defensa del tele-trabajo con el consiguiente análisis de cómo hacerlo viable y racional en cada centro laboral, formaron parte de las intervenciones.

Sobre un tema medular como el del empleo, el Secretario General de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC), Ulises Guilarte de Nacimiento, señaló la necesidad de continuar brindando particular atención a la relación que ya hoy se genera, en términos negativos, entre las personas que ingresan al empleo, y las que salen, asunto que está reconocido en las estadísticas de rigor.

Ante ese reto, subrayó, es crucial cuidar nuestras fuerzas de trabajo en todos los ámbitos, algo que en mucho depende de un enfoque creativo, sensible e inteligente por parte de las administraciones de los centros laborales.

En otro momento el jefe de la Comisión de Implementación y Desarrollo, Marino Murillo Jorge, comentó que en medio de la Tarea Ordenamiento uno de los procesos que mayor impacto ha tenido sociedad adentro ha sido el de la eliminación de subsidios, algo que hubiera sido imposible acometer si antes no se hubiese realizado una transformación de los ingresos en sentido general. “Ese fue un diseño adecuado, afirmó, con una participación activa del MTSS, lo cual no quiere decir que todo lo que se hizo en la reforma de salarios resolvió todos los problemas acumulados”.

No le queda a Cuba más solución, afirmó, que abandonar la opción de subsidiar productosy tomar el camino de subsidiar a las personas, y ello entraña, analizó, un trabajo muy delicado a nivel de las comunidades, que implicará de modo definitorio a los trabajadores sociales.

Acerca de la política de empleo el viceprimer ministro, Alejandro Gil, comentó que la misma constituye un elemento esencial de la política económica del país. Trajo a colación una vieja queja entre cubanos, acerca de cómo un excesivo igualitarismo condujo a que personas que no trabajaban pudieran vivir mejor que quienes se esforzaban mucho más.

“El ordenamiento monetario, aclaró, también va en el sentido de ordenar eso, y nosotros tenemos el gran desafío de generar empleo de calidad para esa demanda de las personas. Y no es una responsabilidad exclusiva del MTSS; es la economía la que tiene que mejorar los empleos, lo cual lleva implícitas determinadas políticas”.

En opinión de Alejandro Gil, el ordenamiento monetario se hizo y va en el sentido de que haya menos personas vulnerables, que haya mayor incorporación al empleo y que todos quienes estén en aptitud física y mental para poder vivir de un salario encuentren empleo y así no tengan que clasificar en el grupo de quienes necesiten recibir determinada ayuda por concepto de la asistencia social.
Entrega en tiempos difíciles

Nos ha tocado transitar un período muy complejo que todavía no termina, tiempos difíciles marcados por la pandemia y por el recrudecimiento del bloqueo, reflexionó en las conclusiones del encuentro el Primer Ministro, quien también habló de extraer las experiencias derivadas de tal contexto.

Al referirse a las prioridades trazadas por el MTSS, Marrero Cruz destacó una que “no nos puede faltar” y que debe estar muy bien diseñada y actualizada: la estrategia político-ideológica para defender a nuestra Revolución en los tiempos que estamos viviendo, de un ataque constante del enemigo que intenta descreditar a Cuba.

El Jefe de Gobierno hizo referencia a otros frentes como la producción de alimentos, y el desarrollo de la autonomía municipal, o la atención a los más vulnerables. El MTSS tiene que estar en constante perfeccionamiento para lograr estar a la altura de las necesidades de cada momento, subrayó Marrero Cruz.

De otros temas no menos importantes habló el Primer Ministro: la necesaria sed de conocimientos, aplicar la ciencia en todo cuanto se diseñe, apoyar a los más jóvenes y aprovechar las experiencias de quienes han vivido más, pulsar como se implementa cada política en el escenario cardinal del municipio, y dar la batalla a brazo partido contra todas las trabas.

(CubaDebate)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s