Cayó el telón: ¡Los Bravos de Atlanta son los nuevos campeones de la Serie Mundial!

Cayó el telón: ¡Los Bravos de Atlanta son los nuevos campeones de la Serie Mundial!

La Habana, 3 vov.- Jorge Soler disparó un bambinazo de tres carreras y los Bravos de Atlanta vencieron 7×0 a los Astros de Houston para proclamarse campeones de la Serie Mundial de las Grandes Ligas por primera vez desde 1995.

A más de 440 pies cayó la esférica por el jardín izquierdo con dos hombres en las almohadillas para que el líder jonronero de la Liga Americana en 2019 se convirtiera en el tercer cubano que conecta tres estacazos de vuelta completa en un clásico de otoño, hazaña que también hicieron Tany Pérez en 1975 y Randy Arozarena en el 2020.

El venezolano Luis Garcia, con apenas tres días de descanso, abandonó el box sin poder completar el tercer episodio después de permitir un sencillo de Ozzie Albies, regalar un boleto, y soportar el jonronazo del antillano, en medio de un triste silencio que inundó los graderíos del Minute Maid Park de Houston.

En el quinto llegaron tres anotaciones más para acabar de sepultar las aspiraciones de los siderales, cuando Dansby Swanson le desapareció la pelota por encima de la barda de la pradera izquierda al relevista Cristian Javier con un saco ocupado y Freddie Freeman le pegó un doblete remolcador a su sustituto Blake Taylor.

Dos episodios más tarde el mismo Freeman, esta vez con Ryne Stanek en la lomita del sufrimiento, partió el terreno en dos mitades cuando despachó un cuadrangular solitario por el mismo centro del ruedo para terminar de maquillar la pizarra con rayitas bravas.

Mientras tanto Max Fried, un serpentinero que tuvo la mejor efectividad de toda la Gran Carpa después del Juego de las Estrellas y que fue zarandeado en sus dos últimas aperturas en esta postemporada, se comportó a la altura que esperaba su manager Brian Snitker. El zurdo se mantuvo en el box durante seis capítulos dejando a la fuerte toletería rival en apenas cuatro imparables, mientras le recetaba seis cafecitos muy amargos y no regalaba boletos de libre tránsito.

Del resto se encargaron Tyler Matzek colgando dos argollas con cuatro ponches propinados y Will Smith, cerrando el ataúd, a la vez que comenzaban a descorcharse las botellas de champán en los camerinos de los nuevos campeones.

Minutos después de finalizado el duelo, Soler fue elegido el Jugador Más Valioso de la Serie Mundial, segunda distinción de este tipo que logra un cubano en la historia.

(CubaDebate)

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s