Uneac continúa como vanguardia artística, cultural y revolucionaria

Uneac continúa como vanguardia artística, cultural y revolucionaria

La Habana, 9 jul.-  Creadores e intelectuales ratificaron la permanencia histórica de la Unión Nacional de Escritores y Artistas de Cuba (Uneac) como vanguardia artística, cultural, política y revolucionaria del país caribeño.

Durante un encuentro de los integrantes de esa organización, acontecido este viernes en el capitalino Palacio de las Convenciones, el poeta, narrador y ensayista Miguel Barnet significó la contribución de la isla, como territorio soberano, a los principios internacionales de multipolaridad.

El doctor Honoris Causa en Letras por la Universidad de La Habana refirió el papel de los jóvenes en el futuro de la mayor de las Antillas y la pertinencia de escuchar sus criterios, sin paternalismo, y reiteró la confianza en la Revolución y sus dirigentes.

De acuerdo con el presidente de honor de la Uneac, la actual situación de crisis, desabastecimiento y carencia de recursos foráneos tiene como causa fundamental la guerra económica y política, recrudecida por las 243 medidas implementadas durante el gobierno del presidente estadounidense Donald Trump.

DEBATE PLURAL

La directora del Ballet Nacional de Cuba (BNC), Viengsay Valdés, aludió al valor del maestro en el salón de clases, consideró necesaria la reapertura del centro elemental de esa especialidad en Pinar del Río y demandó la inclusión de la Escuela de Ballet en la lista de Patrimonio Cultural de la Nación.

La reconocida actriz Corina Mestre refirió la pertinencia del establecimiento de leyes asociadas al éxodo de egresados y artistas, sobre todo, “porque los integrantes de compañías danzarias y profesionales en el cumplimiento del servicio social, abandonan ese periodo tras su salida del país”. Roberto Valera, Premio Nacional de Música en 2006, argumentó sobre la salvaguarda de ritmos clásicos y tradicionales como base formativa para los estilos contemporáneos, aprehendidos en los institutos educativos cubanos y aderezados con la idiosincrasia de las comunidades.

Con la presencia del mandatario del país caribeño, Miguel Díaz-Canel, los asistentes a la sesión plenaria del Consejo Nacional rindieron homenaje a personalidades fallecidas recientemente como Eusebio Leal, Martha Rojas, Cecilio Avilés, Ambrosio Fornet y Fina García-Marruz.

Los participantes recordaron el aniversario 120 del natalicio del poeta Nicolás Guillén, considerado el máximo representante de la denominada poesía negra, y reunidos en cinco comisiones debatieron sobre los acuerdos y planteamientos emanados del IX Congreso de la Uneac, celebrado en 2019.

Por su parte el ministro de Cultura, Alpidio Alonso, reconoció que, desde los espacios comunicativos, urge el aprendizaje respecto a cómo debemos responder ante una provocación o manipulación de los símbolos de la nación caribeña y alabó la vitalidad y diversidad de los autores contemporáneos.

“La cantidad de dinero destinado a la articulación de proyectos contra nuestra cultura, no tiene precedentes. Crean líderes, premios y becas, acosan a nuestras instituciones, intentan descalificar a los artistas presentes en el país y promueven el boicot a los eventos nacionales”, reveló.

Durante su intervención, la vicepresidenta de los Consejos de Estado y de Ministros de Cuba, Inés María Chapman, exhortó a la búsqueda de soluciones creativas e innovadoras y mencionó como desafíos actuales el fomento de valores positivos y la defensa del socialismo.

CULTURA COMO ESPADA Y ESCUDO

Al cierre del encuentro, Díaz-Canel significó la declaración de principios revolucionarios emanada tras los debates, calificó a la cultura como espada y escudo de la nación caribeña y apreció la promoción de los valores y el rescate de la memoria histórica desde la emergencia de nuevas producciones.

El jefe de Estado agradeció el aporte de los creadores, especialmente, en estos dos últimos años frente a las pandemias actuales: la Covid-19, el recrudecimiento del bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos, la guerra mediática y el boicot a espacios como la Bienal de La Habana. De acuerdo con Díaz- Canel, el socialismo nos salvó durante la crisis epidemiológica mundial; refirió que el venidero 11 de julio el pueblo y la Revolución celebrarán el desmontaje de un golpe de Estado vandálico y consideró que la defensa a nuestro modelo permitirá la superación de la situación actual.

A su juicio, los debates acontecidos este viernes y la calidad de las discusiones confirman que el IX Congreso de la Uneac no concluyó en 2019 y recordó las reuniones sistemáticas de los artistas, intelectuales y académicos con la máxima dirección del país.

(PL)

Anuncio publicitario

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s