VI Clásico de Ciclismo: Leandro nos hizo recordar a Mariño

 VI Clásico de Ciclismo: Leandro nos hizo recordar a Mariño


VI Clásico de Ciclismo: Leandro nos hizo recordar a Mariño

La Habana, 16 mar.- La multitud vitoreaba y los más conocedores recordaban los sprints cerrados de las Vueltas a Cuba. Entonces, el capitalino Leandro Marcos se adelantó por la derecha y remató al holguinero Alejandro Parra para conseguir su segunda victoria parcial en el VI Clásico de Ciclismo, la cual dedicó a un grande de este deporte que acostumbraba a ganar en esta ciudad: Joel Mariño.

“Siempre quise ganar aquí porque Mariño siempre lo hacía de forma espectacular y lo vivía con unos deseos tremendos”, declaró el habanero, que recibió un gran apoyo de su equipo para alcanzar la fuga de los seis escapados, al tiempo que hizo caso certero a los consejos de su novia, Arlenis Sierra, de no demorar en buscar ubicación para el embalaje final, tal y como demandaba el agotador segmento de 167 kilómetros.

“Me siento muy feliz con este triunfo y ahora solo pienso en repetir lo mismo en La Habana. Ha sido un Clásico muy fuerte, con varios corredores con posibilidades de ganarlo y un Frank Sosa que ha sabido defender la camiseta de líder tras ponérsela en Topes de Collantes”, agregó Marcos, hijo de un comisario internacional y hermano de uno de los jueces de llegada, es decir, hecho para estar encima de una bicicleta desde el seno familiar.

Para quienes no recuerdan a Mariño, baste decir que es el segundo máximo ganador de etapas en Vueltas a Cuba, detrás de Sergio Pipián Martínez, y en cinco ocasiones se impuso en la Ciudad Bandera, tierra que lo acogía como suya, aunque había nacido en Colón. Su retiro del deporte dejó un vacío en cuanto a los remates más espectaculares en las metas volantes y rayas de sentencia.

La octava jornada del giro del pedal tuvo también como noticia el cambio de líder en la clasificación por puntos o de premios intermedios, tras la excelente faena rendida por el artemiseño Félix Nodarse, quien dominó en Aguada de Pasajeros, Colón y Jovellanos, tras encabezar la escapada de alrededor de 100 kilómetros, que llegó a tener ventaja de 2:30 sobre el pelotón.

El espirituano Yoel Solenzal y Nodarse fueron los más interesados en que esa fuga fructificara, en tanto para el guantanamero Frandel Castillo, el santiaguero Mario Couso y el avileño Marlon González solo se dedicaron a mantener el ritmo.

“Nos agotamos mucho Solenzal y yo en función de descontar tiempo. Quizás pudimos haberlo hecho mejor, pero el viento también sopló muy fuerte en algunos tramos y nos alcanzaron faltando apenas cinco kilómetros para la meta final”, contó Nodarse, quien se quedó con la espina de repetir la sonrisa lograda en el Clásico del 2018 en Cárdenas.

Este sábado está prevista la contrarreloj individual (29,2 km) entre Varadero y Matanzas, donde sale como gran favorito Pedro Portuondo, bronce en esa especialidad durante los pasados Juegos Centroamericanos y del Caribe del 2018, pero que anda bien alejado ahora de los primeros lugares, a más de 17 minutos del líder.

(CubaDebate)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s